• Eduardo J. Villarreal S.

Robinhood castigado con la mayor sanción de la historia por regulador de Wall Street

(CNN Business) - Se le está ordenando a Robinhood que pague alrededor de $70 millones de dólares por dañar a millones de clientes. Es la pena más grande jamás impuesta por el autorregulador de Wall Street.



La controvertida aplicación comercial fue acusada el miércoles por la Autoridad Reguladora de la Industria Financiera de "fallas de supervisión sistémicas" y de dañar a los inversionistas al brindarles "información falsa o engañosa".


Las sanciones de FINRA a Robinhood se centran en las interrupciones del sistema a gran escala que afectaron a la plataforma en marzo de 2020, así como en los procedimientos de negociación de opciones en el centro de una demanda presentada por la familia de un comerciante de Robinhood de 20 años que murió por suicidio el año pasado.


"La multa impuesta en este asunto, la más alta jamás impuesta por FINRA, refleja el alcance y la gravedad de las violaciones de Robinhood", dijo Jessica Hopper, jefa del departamento de cumplimiento de FINRA, en un comunicado.

FINRA multó a Robinhood con $57 millones de dólares y ordenó a la startup que pagara alrededor de $12.6 millones de dólares en restitución, más intereses, a miles de clientes perjudicados.


Robinhood no admitió ni negó los cargos.


Al aludir a las raíces de Robinhood en Silicon Valley, Hooper dijo que el cumplimiento de las reglas de FINRA "no es opcional" y no puede ser sacrificado por la voluntad de "'romper cosas' y arreglarlas más tarde".


En un comunicado, Robinhood señaló que ha invertido mucho en mejorar la estabilidad de la plataforma, las ofertas educativas, la atención al cliente y los equipos legales.


"Estamos contentos de dejar atrás este asunto y esperamos seguir enfocándonos en nuestros clientes y democratizar las finanzas para todos", dijo un portavoz de Robinhood en el comunicado.

FINRA dijo que "a pesar de la misión autodenominada de Robinhood de 'desmitificar las finanzas para todos', su investigación encontró que la startup ha "comunicado negligentemente información falsa y engañosa" relacionada con problemas críticos desde septiembre de 2016.


Los ejemplos incluyen si los clientes pueden colocar operaciones con margen, cuánto efectivo hay en las cuentas de los clientes, cuánto poder adquisitivo tienen los clientes y el riesgo de pérdidas que enfrentan los clientes en las transacciones de opciones.


FINRA señaló específicamente a Alexander Kearns, el comerciante de 20 años que murió por suicidio en junio de 2020 después de que vio un saldo negativo de $730,000 dólares en su cuenta de trading y creyó erróneamente que era la suma de dinero que debía. La tragedia llamó la atención sobre la naturaleza ludificada de la plataforma Robinhood y las deficiencias en el servicio al cliente de la startup. Los ejecutivos de Robinhood han dicho que estaban "devastados" por la muerte de Kearns y han realizado una serie de mejoras en el comercio de opciones desde entonces.


La investigación de FINRA encontró que miles de otros clientes sufrieron más de $7 millones de dólares en pérdidas totales "debido a las declaraciones erróneas de Robinhood".


FINRA también concluyó que desde finales de 2017, cuando Robinhood lanzó la negociación de opciones, la empresa "no ejerció la debida diligencia" antes de aprobar estas sofisticadas transacciones.


Específicamente, los reguladores dijeron que Robinhood se basaba en algoritmos que "a menudo" aprobaban a los clientes para intercambiar opciones basándose en "información inconsistente o ilógica". A pesar de las aparentes "banderas rojas", Robinhood aprobó a miles de clientes para el comercio de opciones, dijo FINRA.


Al mismo tiempo, FINRA alegó que entre enero de 2018 y febrero de 2021, Robinhood "no supervisó razonablemente" la tecnología en la que se basaba para ejecutar operaciones.


El regulador señaló que Robinhood experimentó una serie de interrupciones y fallas del sistema entre 2018 y fines de 2020, incluida una a principios de marzo de 2020 que provocó que los clientes individuales perdieran decenas de miles de dólares. FINRA dijo que exige que Robinhood pague más de $5 millones de dólares a los clientes afectados.


Robinhood desató una tormenta de fuego en enero cuando prohibió temporalmente a los usuarios comprar acciones de GameStop y otras acciones impulsadas por un ejército de traders en Reddit. Vlad Tenev, CEO de Robinhood, fue llevado ante el Congreso para una audiencia en la que culpó de las controvertidas restricciones a una demanda de su cámara de compensación de aportar hasta $3 mil millones de dólares debido a la volatilidad del mercado.


Las sanciones de FINRA eliminan una de las principales nubes negras que se ciernen sobre Robinhood antes de lo que podría ser una oferta pública inicial de gran éxito para la startup. A pesar de una serie de pesadillas de relaciones públicas, Robinhood solicitó de manera confidencial una oferta pública inicial en marzo. La oferta podría permitir a Robinhood capitalizar su crecimiento torrente y precios de acciones récord.


Pero Robinhood todavía se enfrenta al escrutinio de reguladores y políticos.


En particular, Gary Gensler, presidente de la Comisión de Bolsa y Valores, ha expresado reiteradamente su preocupación por los conflictos de intereses "inherentes" que existen en el modelo de negocio de flujo de pago por pedido utilizado por Robinhood y otras casas de bolsa que no cobran comisiones.