• Eduardo J. Villarreal S.

Las entregas de vacunas J&J Covid-19 caerán significativamente la próxima semana

(WSJ) - Se espera que las entregas de dosis de la vacuna Covid-19 de Johnson & Johnson en EUA caigan más del 80% la próxima semana, según funcionarios estatales y datos federales del país, mientras J&J se enfrenta a los desafíos de fabricación.



El gobierno federal estadounidense ha asignado solo 700,000 dosis de la vacuna de J&J a los estados, territorios y ciertas ciudades y agencias federales de EUA la próxima semana, en comparación con los 4.9 millones de dosis que se asignaron para esta semana, según la información publicada en línea por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedadesm (CDC).


La fuerte disminución esperada complicará los planes de vacunación masiva de los funcionarios estatales en un momento en que cuentan con un mayor suministro de dosis para ayudar a inmunizar al creciente número de personas que se vuelven elegibles.


No está claro por qué el suministro de la próxima semana está disminuyendo tan drásticamente, aunque los funcionarios federales han advertido a los estados que podría haber fluctuaciones semana a semana.


J&J experimentó recientemente un problema de producción en la planta de un fabricante contratado en Baltimore, un factor citado por algunos funcionarios estatales, pero los reguladores de EUA no han autorizado esa planta para suministrar dosis para el país.


J&J, de New Brunswick, Nueva Jersey, ha estado fabricando el ingrediente principal de la vacuna en su propia planta en los Países Bajos, que ha suministrado las dosis distribuidas en Estados Unidos desde que la vacuna fue autorizada por los reguladores a fines de febrero.


Un portavoz de J&J se negó a comentar sobre el suministro de la próxima semana, pero dijo que la compañía todavía tiene como objetivo entregar 100 millones de dosis para uso en EUA para mediados de año, y posiblemente la mayor parte para fines de mayo. J&J también está trabajando con los reguladores estadounidenses para la autorización de la planta de fabricación por contrato en Baltimore, dijo el portavoz.


La vacuna de J&J fue la tercera inyección de Covid-19 autorizada en Estados Unidos después de que las vacunas de Pfizer Inc. con su socio BioNTech SE y Moderna Inc. fueran aprobadas en diciembre. Los funcionarios de salud contaban con su llegada para impulsar el esfuerzo de vacunar a gran parte de la población de EUA y ayudar a controlar la pandemia de coronavirus.


Aún se esperan millones de dosis de las vacunas Pfizer y Moderna la próxima semana, pero los funcionarios estatales dijeron que la disminución en las dosis de la vacuna J&J podría resultar en menos espacios para citas para las vacunas y causar retrasos en los planes para apuntar a ciertas poblaciones con la vacuna J&J


"Definitivamente es mucho más bajo de lo que esperábamos", dijo el Dr. Danny Avula, coordinador de vacunas del estado de Virginia.

"Simplemente va a tomar más tiempo para que aquellos que quieran una vacuna puedan vacunarse".

Virginia planea ampliar la elegibilidad para la vacuna Covid-19 a todos los mayores de 16 años el 18 de abril, en línea con el reciente llamado del presidente Biden para que todos los adultos estadounidenses sean elegibles para el 19 de abril. Virginia, al igual que otros estados, inicialmente reservó vacunas para trabajadores de atención médica, ancianos y otros grupos prioritarios.


Pero es posible que Virginia tenga que reducir y retrasar el inicio de las clínicas de vacunación planificadas para los campus universitarios que utilicen la vacuna de dosis única de J&J, dijo el Dr. Avula. El estado esperaba comenzar a vacunar a los estudiantes en la mayoría de los campus la próxima semana, pero ahora es posible que tenga que limitarlos a un puñado de campus la próxima semana y retrasarlos para otros. Su asignación de la vacuna J&J para la próxima semana es de 14,800 dosis, por debajo de las 124,000 dosis de esta semana.


La vacuna J&J es ideal para los estudiantes universitarios que pronto regresarán a casa al final del semestre de primavera porque es una dosis única, a diferencia de las inyecciones de Pfizer y Moderna que requieren una segunda dosis semanas después de la primera, dijo el Dr. Avula.


El gobernador de Nueva Jersey, Phil Murphy, dijo en una conferencia de prensa el jueves que la disminución esperada en las dosis de J&J significa que "ahora hay citas disponibles que probablemente no estarán disponibles la próxima semana".

La asignación estatal de la vacuna de J&J se reducirá a 15,600 dosis la próxima semana de más de 131,000 esta semana.


El estado de Washington debe recibir 12,900 dosis de la vacuna de J&J la próxima semana, frente a las más de 100,000 asignadas al estado esta semana. La asignación del estado podría caer aún más para la semana del 19 de abril, a 5,000 dosis, dijo SheAnne Allen, directora de la vacuna Covid-19 del Departamento de Salud del Estado de Washington, durante una sesión informativa en línea el miércoles.


J&J entregó al gobierno de Estados Unidos un total de 20 millones de dosis a fines de marzo y ha dicho que administrará 24 millones de dosis adicionales para fines de abril.


Pero sus esfuerzos por expandir la producción a la planta de un contratista en Baltimore se han visto empañados por reveses. Un lote del ingrediente principal fabricado en la fábrica de Emergent BioSolutions Inc. se arruinó porque no cumplía con los estándares de calidad y no se distribuyeron dosis.


J&J envió recientemente empleados adicionales para que asumieran la plena responsabilidad de fabricar el ingrediente principal de la vacuna en la planta Emergent, una medida que también implicó la reubicación de la producción de la vacuna Covid-19 de AstraZeneca PLC de la misma planta.