• Eduardo J. Villarreal S.

Fabricante de chips más grande del mundo subirá precios, amenaza aumento de precios de electrónicos

(WSJ) - El mayor fabricante de chips por contrato del mundo está aumentando los precios hasta en un 20%, según personas familiarizadas con el tema, una medida que podría resultar en que los consumidores paguen más por los productos electrónicos.



Taiwan Semiconductor Manufacturing Co. planea aumentar los precios de sus chips más avanzados en aproximadamente un 10%, mientras que los chips menos avanzados utilizados por clientes como los fabricantes de automóviles costarán aproximadamente un 20% más, dijeron estas personas. Los precios más altos generalmente entrarán en vigencia a fines de este año o el próximo, dijeron las personas.


Apple Inc. es uno de los clientes más importantes de TSMC y sus iPhones utilizan microprocesadores avanzados fabricados en las fundiciones de TSMC. No se pudo determinar cuánto más pagaría Apple.


Una portavoz de TSMC se negó a comentar sobre los precios, pero dijo que la compañía trabaja en estrecha colaboración con los clientes. Una portavoz de Apple no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios.


Los aumentos de precios se producen a raíz de una escasez mundial de semiconductores que ha afectado a Apple y a la mayoría de los fabricantes de automóviles, incluidos General Motors Co. y Toyota Motor Corp. En agosto, GM dijo que tenía que dejar inactivas tres fábricas en América del Norte que fabrican camionetas grandes, la mayor fuente de ingresos de la empresa. La semana pasada, Toyota dijo que reduciría la producción en un 40% en septiembre.


Los aumentos de precios tienen un doble propósito para TSMC, ya que aborda la escasez. A corto plazo, los precios más altos presionan a la baja la demanda y preservan la oferta para los clientes que no tienen otra opción. A más largo plazo, los mayores ingresos ayudarán a TSMC a invertir agresivamente en nueva capacidad, según los analistas.


La compañía ha dicho que planea gastar un total de $100 mil millones de dólares durante los próximos tres años en nuevas fábricas y equipos, así como en investigación y desarrollo. Está ampliando su capacidad de producción en Nanjing, China, y ha comenzado la construcción de una instalación de $12 mil millones de dólares en Arizona.


Los chips son solo uno de los muchos costos que se incluyen en un automóvil o teléfono inteligente, pero los aumentos de precios de TSMC podrían eventualmente filtrarse a los consumidores el próximo año, a menos que las empresas de marca decidan absorber los costos más altos.


La escasez de chips ya ha elevado los precios de las computadoras portátiles, que tienen una gran demanda porque más personas trabajan de forma remota.


Apple advirtió en su última llamada de resultados que la escasez de chips, que afectó a sus tabletas iPad y computadoras Mac a principios de año, afectaría la producción de iPhone en el trimestre que termina en septiembre.


Andrew Lu, analista de semiconductores de Sinolink Securities, dijo que los aumentos de precios preservarían los márgenes de utilidad de TSMC. Dijo que la empresa taiwanesa había gastado demasiado de su enorme presupuesto de capital en los chips más avanzados, perdiendo participación de mercado en los chips menos avanzados.


"TSMC finalmente va a aumentar sus precios para seguir la tendencia, compensando la mala asignación de su gasto de capital", dijo Lu.

Una persona cuya empresa se ve afectada por los aumentos de precios dijo que llegarían a todos los clientes de TSMC, incluidos los socios a largo plazo. El fabricante de chips generalmente negocia los precios en agosto o septiembre para que los productos se entreguen el año siguiente, dijo otra persona.


El dominio del mercado de la empresa le otorga más poder de fijación de precios del que suelen disfrutar los proveedores. TSMC representa más de la mitad del mercado mundial de fundición de semiconductores por ingresos, según la firma de investigación taiwanesa TrendForce, y fabrica más del 90% de los chips más avanzados del mundo.


En el trimestre de abril a junio, TSMC reportó una utilidad neta equivalente a $4.8 mil millones de dólares sobre ventas netas de $13.3 mil millones. Su margen de utilidad neta para el trimestre del 36% sería la envidia de la mayoría de las empresas, pero su flujo de caja suele estar muy por debajo de su utilidad porque invierte gran parte del dinero que gana en nuevas fábricas y equipos.


Los analistas de Bernstein dijeron que los aumentos de precios probablemente elevarían los ingresos de TSMC entre un 10% y un 15% y aumentarían las utilidades entre un 20% y un 30%, y agregaron que el impacto se vería en el primer trimestre del próximo año.


Antes de la pandemia, TSMC generalmente ofrecía descuentos regulares para sus grandes clientes, pero el director ejecutivo C.C. Wei les dijo a los clientes en una carta de marzo que su compañía ya no haría eso a partir de fines de este año.


Wei ha dicho que la compañía enfrenta costos de fabricación crecientes debido a materias primas más caras y una inversión constante para expandir la producción y desarrollar chips más avanzados.