• Andrés Garza Ruiz

Electrificación: La transición de motor de combustión interna hacia motores eléctricos.

Hoy en día escuchamos muchas noticias de carros eléctricos, pronósticos muy optimistas de empresas automotrices, incrementos en acciones que venden carros eléctricos, demasiada información que realmente no se sabe en qué situación se encuentra el mundo y todo esto nos lleva a la misma pregunta… ¿Qué tan rápido será el cambio hacia un futuro de electrificación?

Para situarnos en contexto, la región de Europa es la más avanzada en cuestión regulatoria, después se encuentra China y finalmente la región de Estados Unidos. Estas regiones están implementando leyes para poder eliminar los carros de combustión interna e incentivar a la producción de carros eléctricos.


Objetivos de las 3 principales regiones


· Europa: 50% de vehículos de pasajeros eléctricos en 2030

· China: 38% para el 2030, por lo menos 45% para el 2035, 100% para el 2050

· Estados Unidos: 25% para el 2030 y 45% para el 2035


Esto va de la mano con la regulación de cada entidad, en Europa tienen la regulación más estricta y ejerce mucha presión para las empresas automotrices, Estados Unidos se prevé que puedan prohibir los carros de combustión interna para el año 2035. En cambio, Brasil apoya el desarrollo de bio-combustibles y en India apoyan el diésel por cuestiones de inversión y el gas natural. Esto es parte de la situación que afecta a la electrificación en cuestión automovilística. Aquí es donde se observa que la electrificación no depende únicamente del desarrollo de tecnología, sino también de la diferente regulación que existe a nivel mundial.


De manera global se espera que el 47% de los vehículos ligeros vendidos en el año 2025, sean eléctricos o híbridos. Es evidente que los motores de combustión interna van a la baja, sin embargo, el cambio se adoptará más rápido en Europa, China y Estados Unidos que en Brasil e India.


Este cambio se puede resumir en 3 fases


Incentivos y pronta adopción:

Los gobiernos son parte fundamental para el cambio en el corto plazo, entre leyes e incentivos se pronostica alrededor de 300 modelos de vehículos eléctricos (híbridos + eléctricos) en el año 2023


Costos

Para el 2030, los consumidores comenzarán a cambiar a vehículos electrificados en masa, debido a que habrá costos más reducidos en la adquisición de estos vehículos. Es aquí es donde se piensa que los carros híbridos comenzaran a tener un declive de acuerdo con las leyes impuestas hasta el día de hoy.


Oferta

Para el año 2035 se pronostica una dominancia por parta de la movilidad electrificada, en donde existirá una oferta más grande al público.


Panorama del futuro


Los automóviles de combustión interna van a la baja, pero nadie sabe qué tan rápido se dará ese cambio hacia carros eléctricos. Los rangos de tiempo son muy variados por muchos analistas, pero casi todos coinciden que el 2027 podría ser un punto de inflexión para la adopción de carros eléctricos.


La industria no solo será “Eléctrico o Gasolina”, habrá automóviles de distintas fuentes de poder, por ejemplo: Hidrogeno, Gas Natural e Híbridos. Así que se espera tener más variedad en el futuro y no solo depender de los carros 100% eléctricos.


La infraestructura es otro punto muy importante. Muchas ciudades y/o países, no cuentan con la infraestructura necesaria para poder hacer la transición de manera rápida. Se requiere de tiempo e inversión para poder adecuar las condiciones a este cambio. Aunado a ello, también se requiere de leyes y legislaciones especializadas para no solamente tratar el tema de carros eléctricos, sino también, lo que se tenga que hacer con todos los vehículos de combustión interna que se vayan a quedar obsoletos.


Resumen y Conclusión


La electrificación es algo que estamos viviendo hoy día, sin embargo, los gobiernos afectan en gran medida como se dará el cambio. En si la electrificación no solo vendrá de carros híbridos y vehículos eléctricos, también puede ser un cambio de fuente de poder, tal como gas natural, diésel, hidrogeno y demás. Esto se verá reflejado por como los gobiernos comiencen a dar incentivos para la adopción de carros eléctricos. Todo esto conlleva un proceso que se dará de manera paulatina. A partir del año 2027, podremos ver un punto de inflexión y será entre los años en 2030 – 2040 en donde podremos ver una mayoría en la parte eléctrica que en la parte de combustión interna.