• Eduardo J. Villarreal S.

China ordena a Tencent que renuncie a los derechos de licencia de música exclusivos

(CNBC) - El regulador antimonopolio de China ordenó a Tencent que renuncie a sus derechos exclusivos de licencia de música y le impuso una multa a la compañía por comportamiento anticompetitivo, mientras Beijing continúa reprimiendo a sus gigantes de Internet en casa.



La Administración Estatal de Regulación del Mercado (SAMR) impuso el sábado una multa de 500,000 yuanes (77,141 dólares) a la empresa por infracciones en su adquisición de China Music en 2016.


Luego de esa adquisición, Tencent posee más del 80% de los recursos exclusivos de la biblioteca musical, lo que le da a la compañía una ventaja sobre sus competidores, ya que puede llegar a acuerdos más exclusivos con los titulares de derechos de autor, dijo SAMR en un comunicado.


El organismo de control de la competencia ordenó a Tencent y sus afiliados que renunciaran a los derechos exclusivos de la música en un plazo de 30 días y que pusieran fin a los requisitos para que los titulares de derechos de autor otorguen a la empresa un mejor trato que a sus competidores.


Tencent tendrá que informar a la SAMR sobre su progreso todos los años durante tres años, según el comunicado, y el regulador antimonopolio supervisará estrictamente su implementación de acuerdo con la ley.


En respuesta, Tencent dijo en un comunicado que "cumplirá con todos los requisitos regulatorios, cumplirá con nuestras responsabilidades sociales y contribuirá a una competencia sana en el mercado".

Tencent trabajará con afiliados, incluido Tencent Music Entertainment, para realizar esos cambios y garantizar el cumplimiento total, dijo.


La última represión regulatoria se produce cuando Beijing continúa frenando el poder de sus empresas de tecnología nacionales que han crecido hasta convertirse en algunas de las empresas más valiosas del mundo.


El negocio de Tencent incluye WeChat, el servicio de mensajería, juegos, música y servicios fintech más populares de China. Tencent, que cotiza en Hong Kong, tiene un valor de mercado de casi $656 mil millones de dólares.


La creciente represión de China ha abarcado desde prácticas anticompetitivas hasta seguridad de los datos, así como un mayor escrutinio de las empresas chinas con cotizaciones en el extranjero en Estados Unidos.


Justo este mes, los reguladores chinos lanzaron una investigación de ciberseguridad sobre el servicio chino de transporte compartido Didi días después de su salida a bolsa masiva en Estados Unidos. El año pasado, Beijing también impuso una multa antimonopolio de $2.8 mil millones de dólares a Alibaba y suspendió la OPI de Ant Group por $34.5 mil millones de dólares.


En abril, la SAMR convocó a 34 empresas, incluidas Tencent y ByteDance, y les ordenó que realizaran autoinspecciones para cumplir con las normas antimonopolio.